Osita coqueta... ¡Y con rebeca!


Qué, ¿Sorprendidos?

Hoy tiro la casa por la ventana y os traigo entrada nueva. 😄 Así no os tendré tan abandonados, que aunque parezca que tengo el algodón cogiendo polvo... en verdad las agujas no paran. Y hoy le toca el turno a un pedido muy especial.

Y es que antes de Navidad ya estaban hablándome de comuniones, ¿En serio? ¡Si hasta mayo no son!, me resultó un poco raro pero luego caí... ¡Las fotos! No sé cuándo se suelen hacer pero imagino que bastante antes de la comunión, el caso que... ahí estaba yo, comiendo polvorones y pensando en comuniones.

Y para mi sorpresa, nada de muñecas con vestidos blancos, querían algo que contrastase, algo especial y a ser posible grande... ¡Ay, con las cosas grandes! Y así nació la pequeña Maya.
¿Qué utilicé?
Seguramente ya conoceréis a Tiny Mini Design, tiene unos patrones preciosos, tanto gratuitos como de pago y sin duda alguna, su manera de tejer es increíble. Como ya os habéis dado cuenta, utilicé el patrón de pago de la Osita Maya, aunque parecerse... no se parecen mucho, la suya es algo más... ¿Cabezona?.
Material: Safran de Drops.
Aguja: 2 mm
Tamaño: 36 cm

**Nota**
Es un patrón bastante sencillo de seguir, pero bastante laaargo (no he dado más vueltas en la vida 😂). Tejí el cuerpo y la cabeza del tirón, recomiendo empezar por la cabeza y continuar por el cuerpo, así el cierre quedará en el culete. Reconozco que las piernas me costaron la misma vida coserlas, quizás porque la última vuelta disminuye de forma "brusca" y visualmente las veía raras. Pero después de descoser un par de veces... 😅

Como veis la rebeca la hice de manga corta para que fuese más fácil de poner y quitar, que al tener "manos" resultaba un poco complicado ponérsela, seguramente porque el patrón está adaptado para que le venga como un guante. Aunque siendo un poco brutita y aplastando la mano, sale y entra sin mucha complicación. 

¿Qué os ha parecido?

¡Zoe!

¡Toc, toc!
¿Hay alguien?

Qué descontrol de días llevo, menos mal que por instagram sigo estando algo más presente que si no... creo que me ibais a echar mucho de menos, o no... que tampoco soy una "influencer" ni una "diva", pero os quiero mucho y espero que vosotras a mi también 🙈.

Y hablando de IG, ¿vosotras habéis notado algún cambio de seguidores, like y de más? Porque yo no... salvo el perderme publicaciones de gente a la que sigo y que me salgan repetidas otras de hace 6 o 7 días... en fin...

La semana pasada os presentaba a una preciosa conejita que, sin dudarlo, me ha robado el corazón.
[Sí... ya... Stefy, a ti todos los amigurumis te roban el corazón]. ¿Sabéis de quién hablo?


¡Exacto, de Zoe!
Desde que la vi por instagram supe que tenía que hacerla, ya os dije que me trasladaba a mi infancia, no sé si es porque me recuerda a los "gusiluz" o qué, pero... ¡Aiiis! 
¿Qué utilicé?

Patrón: de Amalou, es un patrón de pago y podéis conseguirlo aquí.
Material: Algodón Drops Safran.
Aguja: 2 mm. (Salvo el corro y el interior de las orejas que utilicé la de 2.5).
Tamaño: 32 cm de alto con orejas incluidas. (26 cm sentado).

**Nota**
Yo lo realicé todo con algodón del mismo grosor, la autora utiliza distinto material y distintas agujas, quizás eso resulte un poco incomodo a la hora de realizar el patrón y el resultado final varíe un poquito... pero como veis, también sale una preciosidad.

La "bufanda" está realizada a dos agujas, y digo "bufanda" porque parece más un churro que una bufanda, jajaja, tengo que repetirla... ¡No seáis muy duras conmigo, que estoy aprendiendo! 😝


¿Qué os ha parecido?